Muere Adolescente de 14 años durante procedimiento de aborto legal en Uruguay

En un comunicado difundido por redes sociales, la Red de Acompañamiento Feminista en Aborto «Las Lilas» informó de que la adolescente murió de septicemia tras someterse al procedimiento para abortar en el hospital de la capital del departamento (provincia) de Treinta y Tres.

La organización social, integrada por agrupaciones feministas de 10 de los 19 departamentos del país, expresó «con enorme dolor» que el deceso se dio una semana después de que la joven cumpliera con el proceso que exige la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, aprobada en Uruguay en 2012

El  fallecimiento también informada por su familia al Comité de Muerte Materna y posteriormente se realizó una al sistema judicial y Por otro lado, la doctora María Lourdes Gonzáles,“no hay aborto seguro como tantas veces defienden los equipos pre-aborto, porque darle a la mujer madre el fármaco abortivo para que se deshaga de la criatura en su hogar arrastra peligros”. expreso.

Tambien podria interesarle:

 

“Se cree en el buen criterio de las personas que sepan identificar cuadros de peligro, como en este caso. Y después en el caso que concurran a consultar no miden la gravedad de la situación. Es decir, la tan mentada ´Ruta IVE´ como la llaman en Uruguay, no someten a la consulta postaborto”, añadió.

“El estado de preñez adolescente es un pérdida de la familia y de la sociedad y un drama si termina en un aborto y una tragedia si fallece la madre”, compartio.

Algunos de los especialistas en estas situaciones afirman a medios como ACI Prensa que “probablemente hubo un aborto incompleto”, donde se ensayó un legrado y culminó en una infección generalizada o septicemia.

Y justo en el medio de un gobierno pro-vida dirigido por Luis Lacalle Pou, esta ley lleva aprobada desde el 2012 y explica que la mujer puede hacerse un aborto hasta después de 12 semanas de embarazo, siempre que haya razones sociales, económicas y de cualquier otro tipo que ameriten esta determinación.

De igual forma, se puede practicar un aborto cuando la vida de la madre esté en peligro, haya mal formación de la criatura o sea una situación de violación con una denuncia judicial previa; además si la mujer es una menor de edad debe haber un consentimiento de los padres de dicha persona.